diumenge, 1 de desembre de 2013

a Joan Bautista Humet,



“…A ese niño que tiene que dejar la escuela
en tanto no pueda
ponerle madre medias suelas,
a ese no.
No le finjan ternura,
señoras del consuelo,
no mezclen con el cielo
a quien maldice su ventura.
No le vendan la luna,
no le ensucien el suelo…”

Joan Baptista Humet

Mi recuerdo a Joan Bautista Humet, que murió en Barcelona, La madrugada del 1 de diciembre de 2008  , con dos de sus más bellas y escuchadas canciones que parece estar escrita para ahora mismo…
Clara es el contraste entre ambas, entre la amable melodía con el despreocupado silbador inicial y la pura y dura historia que nos contó Joan Baptista Humet, el remate de una canción tan redonda como Clara.
Siempre un poco al margen, siempre por libre, aparentemente poco “comprometido” con su época, pero con  Clara muchos empezaron a ver de otra forma a los drogadictos.
 “Hay que vivir”
Habrá que hacernos a la idea
que sube la marea
y esto no da más de sí.
Habrá que darnos por vencidos
y echarnos al camino
que no hay nortes por aquí.
Al sueño americano,
se le han ido las manos
y ya no tiene nada que ofrecer,
sólo esperar y ver si cede
la gran bola de nieve
que se levanta por doquier.
¡Hay que vivir!, amigo mío
antes que nada hay que vivir,
y ya va haciendo frío,
hay que burlar ese futuro
que empieza a hacerse muro en ti.
Habrá que componer de nuevo
el pozo y el granero
y aprender de nuevo a andar.
Hacer del sol nuestro aliado
pintar el horno ajado
y volver a respirar.
Quitarle centinelas,
al parque y a la escuela,
columpios y sonrisas volarán.
Sentirse libre y suficiente
al cierzo y al relente,
mientras se va dorando el pan.
Habrá que demoler barreras,
crear nuevas maneras
y alzar otra verdad.
Desempolvar viejas creencias
que hablaban en esencia
sobre la simplicidad.
Darles a nuestros hijos,
el credo y el hechizo
del alba y el rescoldo
en el hogar.
Y si aún nos queda algo de tiempo,
poner la cara al viento
y aventurarnos a soñar.
CLARA
Clara,
distinta Clara,
extraña entre su gente, mirada ausente.

Clara,
a la deriva,
no tuvo suerte al elegir la puerta de salida.

Clara,
abandonada
en brazos de otra soledad.

Esperando hacer amigos por la nieve
al abrigo de otra lucidez,
descubriendo mundos donde nunca llueve,
escapando una y otra vez.

Achicando penas
para navegar...
estrellas negras vieron por sus venas
y nadie quiso preguntar.

Clara
se vio atrapada,
abandonó el trabajo,
se vino abajo.

Clara
languidecía
perdida en un camino de ansiedades y ambrosías.

Clara
no dijo nada
y un día desapareció.

Recorriendo aceras dicen que la vieron
ajustando el paso a los demás,
intentando cualquier cosa por dinero
para incarse fuego una vez más.

Esa madrugada
Clara naufragó,
tenía el mar de miedo en la mirada,
las ropas empapadas
y el suelo por almohada,
y lentamente amaneció.


Joan Baptista Humet
La matinada de l'1 de desembre del 2008 va morir a Barcelona a l'edat de 58 anys, a causa d'un càncer d'estómac.

La madrugada del 1 de diciembre de 2008 murió en Barcelona a la edad de 58 años, a causa de un cáncer de estómago.

19 comentaris:

Miquel ha dit...

Creo fue uno de los mejores autores de su tiempo. Clara es el tema que siempre llevo silbando cuando se me ocurre hacerlo...es una letra profunda, que hay que leer con detenimiento.
No fue mediatico ni popular, pero fue el mejor en su momento.

Josep ha dit...

Miquel,hubiese tenido que nacer antes. Tanto Serrar como Llach lo empujaron hacia arriba, pero creo que la gente no entendia todas sus canciones. Hubo un trabajo que marcó la iniciación de un nuevo Joan, más preocupado por temas realcionados con la trascendencia y religiosidad del ser humano. Fue el que yo considero el trabajo más conseguido, más elaborado, el mejor disco que compuso en su vida, Fins que el silenci ve [año-1978](Hasta que llega el silencio), es un disco de culto para un tipo de gente: personas que se buscan a sí mismas, que saben que hay algo trascendente en el ser humano que va más allá de lo evidente" . Vaya con la vida, es otra gran canción que la sacó cuando ya estaba enfermo. Una pena, de verdad.

Rodericus ha dit...

Una voz imprescindible durante mi juventud. Poesía, sensibilidad, ternura, proximidad a mi mundo.

Recuerdos de un tiempo en que vivir era mucho mas sencillo, y en que nos quedaba todo un mundo por descubrir.

Mi favorita es "A mi adolescencia", porque retrata muy bien lo que fue la mía.

Gracias por traernos su recuerdo.

Un abrazo

Josep ha dit...


Rodericus. Creo que Joan nos enseñó a muchos a captar la luz más nostálgica, alegre y esperanzadora que tiene la vida.
No recuerdo muy bien la canción que dices, no será por casualidad esta que decia:
” Nunca te pagaré lo bastante
que te pararas delante
de un viejo trovador.
Pero eso dejémoslo, ya pasó
y ahora descansa....

Un abrazo

Loreto Giralt Turón ha dit...

La meva filla es diu Clara "per culpa" d'aquesta cançó...

FG ha dit...

Dos de sus más conocidas canciones, aunque tuvo muchas y sonadas, era uno de los grandes y parece mentira que ya haya pasado tanto tiempo sin él. Poeta, cantante y creo no equivocarme al decir que conseguía transmitir y llegar a todos aquellos que tuvimos la fortuna de escucharle.

Petons!!!

Quinta Sinfonia ha dit...

"Habrá que hacernos a la idea
que sube la marea
y esto no da más de sí".
Muy bueno, realmente parece hecho para hoy.
Un saludo

Josep ha dit...

Loreto, ara no ho sé perquè no segueixo les cançons actuals, però quan era jove, quan havia de córrer davant dels grisos, eren cançons que parlaven d'autèntiques històries i que estaven fetes amb les millors paraules que reserva el diccionari. Que en escoltar-les et senties identificat, estimat i comprès des de la teva pròpia solitud. Un temps en què es mesurava l'èxit i la rendibilitat d'una cançó per les emocions i la màgia que es transmetia i s'escampava des de, i per, l'escenari. T'asseguro que si en aquell temps jo hagués tingut una filla, també es diria Clara, o bé Marta, per una cançó de Serrat que crec va passar bastant desapercebuda. És una història d'amor, i si la llegeixes, veuràs que parla de tot el que l'envolta a ell, menys de la seva estimada. En aquell temps em va agradar més que "Paraules d'amor".
Un petonet a la teva Clara.

Josep ha dit...


FG, para mi Joan tendría que hacer coincidido con todos los de la Nova Canço, más o menos, la lástima fue la diferencia de edad porqué él hubiese pertenecido. Serrat y Llach estuvieron 2 años con el más o menos, pero las letras de Joan no eran como las de los otros. "Gemma" por ejemplo hace llorar cuando se entiende y se escucha. Está dedicada a su hermana.
Josep Maria Bardagí el músico que estuvo tantos años con Serrat también le hacia arreglos a sus canciones. “Que no soy yo” otra de las canciones preciosas.

Un petó, amiga.

Mari-Pi-R ha dit...

Lo tengo en mi repertorio de música, sus letras tienen mucha realidad.
Saludos

Josep ha dit...

Hola Quinta Sinfonia, tendría que buscar alguna canció de Joan que si queremos trasladarla a la actualidad no pudieramos. Por ejemplo la canción "Clara" aunque no lo parezca fue precisamente esra que gracias a ella se empezó a entender las vidas y los problemas de los drogadictos.
Es la desgarradora y absurda muerte de una joven como consecuencia del consumo de drogas. Enternecedora canción –tierna y desgarradora la vez– Recuerdo que se habló que la dedicó a una amiga suya.
Y como muy bien dices casi todas las canciones las podemos trasladar al dia de hoy. Son totalmente válidas y actuales.

Muchas gracias.
Un abrazo.

sentir1907 ha dit...

Ostras Joan Bautista ¡¡ me encantaba , casi no lo recordaba ¡¡ fíjate Josep y perdona la ignorancia , pero había perdido el rastro de este hombre , no sabía que había muerto .
Muy buena idea de acordarte de este grandísimo compositor ¡¡
Saludos ¡¡

.P.D. Y gracias por estos ánimos en mi blog , pero no srá un cierre definitivo amigo , sólo esta semana . Un abrazo .

Salomé Guadalupe Ingelmo ha dit...

Para mi gusto, uno de los mejores cantautores que hayamos tenido, además de, quizá, el de más delicada sensibilidad. Lo que hace el tiempo y la vida frenética: le echo mucho de menos (se puede decir que crecí con él, o más bien con su música), le sigo considerando una gran pérdida y, sin embargo, hasta este momento no había recordado el funesto aniversario.

Josep ha dit...

Mari-Pi-R. Joan Baptista Humet tenía claro que con sus canciones lo que quería expresar eran sentimientos y sensaciones, huyendo de la política, pero sin dejar de lado las circunstancias sociales siempre vistas desde el lado mas humano.

Un abrazo.

Josep ha dit...

Hola Salomé. Joan era fantástico su estilo propio, sin etiquetas que pudieran enmarcarlo en una clasificación definida. Se trataba de un cantautor ajeno a grupos o corrientes, que durante toda su vida artística fue técnicamente por delante de su tiempo, no llegando a ser nunca un artista ni minoritario, ni de masas.
Saludos.

Diana Puig ha dit...

Habrá que demoler barreras,
crear nuevas maneras
y alzar otra verdad.
Desempolvar viejas creencias
que hablaban en esencia
sobre la simplicidad.
Darles a nuestros hijos
el credo y el hechizodel alba
y el rescoldoen el hogar
.Y si aún nos queda algo de tiempo,poner la cara al vientoy aventurarnos...



Esta letra definia aquel tiempo que es el mismo de ahora que ha vuelto, comenzando a doler y a no saber cada vez menos.

Josep ha dit...

Joan Baptista murió sin poder llegar a ver la realización de un acto de reconocimiento que sus compañeros de profesión acordaron rendirle en cuanto se hizo público su gravísimo estado de salud. Humet fue una persona querida y respetada, pero quizá menos conocido popularmente que la mayoría de nombres que subieron al escenario para homenajearle. Y es que este cantante desde niño, fue un cantautor especial, en el sentido de que voluntariamente permaneció siempre al margen de cierta corriente mayoritaria, la que dominaba el mundillo de los cantautores catalanes 30 años atrás.
Además, Joan Baptista Humet, adelantado a su tiempo, huyó de las letras burdamente de combate, y apostó por un compromiso que no obviara la calidad en los textos y en la música. Cuando la "gente comprometida" que subía a los escenarios o grababa discos muchos de ellos se limitaba a aporrear una guitarra por todo acompañamiento, Humet ya creaba orquestaciones que añadían valor a sus canciones, cuidando la producción como no hacían entonces otros artistas.

Entre su temas más conocidos en castellano están el optimista "Hay que vivir", "Que no soy yo", su declaración de principios, y "Clara", una canción que hace treinta y tantos años ya hablaba de modo tan delicado como firme de las consecuencias de las drogas para los jóvenes enganchados; de sus temas en catalán destaca "Gemma", que siempre que oigo me recuerda a mi querida MªAngels Puig, como tu, vecina, amiga y compañera del club donde hacían deporte mis hijos, y a quien le encantaba que se la pusiéramos en los guateques que organizábamos muchos domingos a la vuelta de muchas carreras que habían hecho nuestros crios

Y en fin, Humet, hombre sensible, honesto y de izquierdas, nos ha legado "Layetana abajo" -Triste comisaria en Barcelona en el franquismo- , esa maravilla de canción que hace décadas ya hablaba a las claras del problema del maltrato femenino, y que termina con aquella frase animosa dirigida a una mujer que padece ese problema: "Coge tu carnet, tu dinero, y ves Layetana abajo"; es decir, rompe con todo y rehaz tu vida.

Que la terra et sigui lleu, Joan Baptista, company.
Que la tierra te sea leve, Joan Baptista, compañero.

Didi, muchas gracias; sabía que tratándose de una persona como Joan tu estarías aquí.

Layetana abajo

(Joan Baptista Humet)
Te acostumbraste hace ya tiempo
a las durezas en su piel
a su caricia algo tosca
y a complacerle en silencio
y en silencio él se llevaba la rutina
envuelta en un papel
para almorzar en silencio
entre toberas de fuel

Te acostumbraste a ver llegar
anochecido a un hombre gris
grasiento bajo las uñas
y óxidos en el aliento
a quitarle importancia a su lamento
no grites Luis
tuvimos tiempos peores
cuando llegamos aquí

Y hace tres días que no aparece
¿que le ha podido pasar?
no tardó tanto otras veces
lo presentías
quizá el trabajo
coge tu carnet, tu dinero y ve Layetana abajo.

Te acostumbraste a hacer con su dinero
de tripas corazón
improvisando milagros
para acabar la semana
por un arroz una mañana
tragando escoria y fundición
Por un carrito de niño
lo que usted quiera patrón

Te acostumbraste a acariciar la vida
por el envés
para agachar la cabeza
sin demasiadas preguntas
para aceptar que tú eres tú
y que nunca serás usted
usted te paga las horas
y tú le abrigas los pies.
(1975)

Didi.T’estimen molt.

Una abraçada gran, molt gran.

Fierabrás ha dit...

Perales, Humet, Mocedades, Camacho...muchos les tienen como unos setenteros tirando a horteras,para mi eran humanos, sentidos...y me fastidia que (probablemente sin querer) les hayan despojado de un espacio que creo que se merecen.

Josep ha dit...

Fierabrás, no tendria que saberte mal que me haya acordado de él y no de los que tu citas. Si te das cuenta no lo hago porque si ni para olvidar a nadie. Precisamente digo dos cosas importantes. La primera es que Joan Baptista murió sin poder llegar a ver la realización de un acto de reconocimiento que sus compañeros de profesión acordaron rendirle en cuanto se hizo público su gravísimo estado de salud. Humet fue una persona querida y respetada, pero quizá menos conocido popularmente que la mayoría de nombres que subieron al escenario para homenajearle.
Y la otra es que si hago este reconocimiento es por la fecha en que murio.
Muchas gracias.