dijous, 14 de març de 2013

Gas metano en Japón



Japón ha anunciado que ha logrado obtener, por primera vez gas metano a partir de los hidratos de metano que hay bajo el mar, en su zona costera. El anuncio era previsible ya que hace bastante tiempo que el hidrato de metano se consideraba una fuente potencial de energía y los países que tienen una cierta cantidad la tenian que explotar antes o después. Japón era uno de los más interesados ​​ya que sin petróleo ni carbón y con una política de restringir las centrales nucleares, necesitaban desesperadamente nuevas fuentes de energía. El hidrato de metano era una opción evidente.


Hace tiempo leí en una revista científica que esto ya lo habían probado varios países, sobretodo Rusia y Méjico, pero parece ser que dejaron de hacerlo por el peligro que ocasionaba y sobretodo el gasto, ya que no estaban preparados técnicamente.
Como me gustó el tema apunté varias cosas que no sabia acerca de este tema, y en aquel tiempo traté de informarme más sobre ello.
La verdad es que resulta muy interesante. Y en este caso a Japón estoy seguro que mucho más.

 El metano es el componente principal del gas natural de siempre, pero en este caso no habría impurezas u otros hidrocarburos. Se llama hidrato de metano porque cada molécula de metano está rodeada por varias moléculas de agua que la mantienen inmovilizada.

 Esto sólo puede ocurrir a bajas temperaturas y altas presiones. El resultado final es una especie de bloque de hielo que tiene atrapado dentro una buena cantidad de metano. No explicaré nada que sea técnico porque seguramente no sabría hacerlo, pero algo tendré que decir para que entendamos todos aquello tan antiguo como “El Triangulo de las Bermudas” os acordáis?


El fondo del mar es donde se dan estas condiciones y es donde está la mayor parte de hidrato de metano del planeta, aunque el permafrost congelado en Siberia y Canadá también hay. Y una de las ventajas que presenta es que al estar a presión, cada metro cúbico de hidrato de metano equivale a unos ciento sesenta metros cúbicos de gas metano. De modo que el rendimiento es importante. demasiado importante como para ignorarlo. Sobre todo porque se calcula que allí bajo el mar hay cantidades enormes de estos compuestos. Hay bastantes sistemas para extraer el metano del fondo del mar pero técnicamente es muy complicado y peligroso, porque no es como el petroleo o el gas que suben por la presión. Nos podemos preguntar:“Y donde se puede encontrar el hidrato de metano?” Pues a las profundidades oceánicas. Allí se dan las condiciones de baja temperatura y alta presión que permiten que se mantenga estable. Y parece que hay mucho. Muchísimo. Mucho más que todas las reservas de carbón, petróleo y gas reunidas
De modo que si se pudiera explotar industrialmente, tendríamos resuelto el problema energético durante varios siglos.

Pero (siempre hay un pero) la tecnología para obtenerlo aún no está muy desarrollada y hay que tener en cuenta un pequeño detalle. El metano es un potente gas invernadero. Es decir que si se escapara una cantidad relativamente importante de metano en la atmósfera, el efecto invernadero aumentaría mucho y, en consecuencia, el calentamiento global se dispararía.
El gas metano asciende desde el fondo del mar en forma de burbujas que atraviesan el agua y se liberan en la atmósfera (Getty Images
Esto es lo que se piensa que ocurrió hace 250 millones de años. Entonces desapareció el 90% de las especies vivas de la Tierra. La del Triásico-Pérmico fue la extinción en masa más importante que ha habido. Mucho peor que la de los dinosaurios. Y la causa parece que fue un cambio climático brutal debido a la liberación del hidrato de metano retenido en el fondo del mar.






El permafrost que se descongela hace que grandes bloques de tundra caigan en el océano Ártico. USGS

De modo que poca broma con este compuesto.
Ahora bien, lo más inquietante es que no resulta imposible que esto vuelva a pasar pronto. Con el calentamiento global causado por el efecto de la actividad humana, están sucediendo cambios en las corrientes marinas. Esto puede hacer que en algunos lugares, el agua del mar fría deje de fluir. Y esto puede permitir que el hidrato de metano retenido en el fondo se desestabilice y el metano se libere en forma de burbujas gigantes. De hecho, basta con un aumento de unos pocos grados para que esto ocurriera.
Entonces sí que tendríamos un buen caso de efecto invernadero y cambio climático.
Y finalmente, que tiene que ver todo esto con el Triángulo de las Bermudas? Ya sabéis, la zona donde dicen que se producen misteriosas desapariciones de barcos y aviones. Pues quizás el hidrato de metano sea la causa.
Si una burbuja de metano de cientos de metros de diámetro sube repentinamente a la superficie del mar pasa una cosa muy curiosa: la densidad del agua baja de golpe. Y esto hace que un barco que se encuentre allí, deja de flotar! Simplemente se hunde en un santiamén. Como si fuera una piedra. Algo parecido ocurre con los aviones. Pueden volar bien en el aire (nitrógeno y oxígeno) pero no aguantan en una atmósfera rica en metano, que es demasiado ligera. Si una burbuja de metano aparece de golpe, se puede formar momentáneamente una zona en la que los aviones que pasen por allí caerían como piedras y sin previo aviso.

Quizás esto es más probable que no que sea una zona de veraneo de extraterrestres con ganas de abducir turistas

NO!!
Lo inquietante en todo esta historia es el peligro que representa debido a la inestabilidad del material. Si la presión disminuye demasiado deprisa, si hay un aumento de temperatura por algún motivo o si algo va mal puede desestabilizar una buena zona del yacimiento y soltar de golpe una cantidad tremenda de metano. Esto sería un peligro para los barcos que haya en la superficie ya que la densidad del agua disminuiría y simplemente se hundirían.

Pero además, el metano es un gas que genera un gran efecto invernadero. Mucho más que el CO2. Y por mucho que juren que el sistema será seguro, lo que no hay duda es que tendrá pérdidas, habrá accidentes y de una manera u otra, empezaremos a liberar metano a la atmósfera. Si el calentamiento global ya es inquietante por culpa del CO2, cuando empezamos a jugar con el metano las cosas pueden empeorar muy rápido. Fácilmente se entra en un espiral que hace que el calentamiento aumenta la temperatura del agua del mar, esto hace que más hidrato de metano se libere, de manera que el efecto invernadero aumenta, y sube de nuevo la temperatura, liberándose más metano ...
El aumento de la temperatura conocido como efecto invernadero es debido a la acumulación de gases en la atmósfera terrestre. Estos gases absorben la radiación infrarroja que emite la tierra, evita que esta radiación se escape al espacio y la represa; la energía entonces se manifiesta con el aumento de la temperatura del planeta.
Entre estos gases causantes del efecto invernadero se encuentran el dióxido de carbono, metano y oxido nitroso. "La mayoría de estos gases se han acumulado en la atmósfera en los últimos cien años, fundamentalmente a causa de la quema de combustibles fósiles y actividades industriales de diferente tipo"
Pero si un país tiene un déficit energético y en la costa hay esta enorme fuente de energía, es ilusorio pensar que no lo explotará. Todo indica que los humanos seguiremos quemando combustibles fósiles y liberando gases invernadero durante bastante tiempo.




 Els humans ens ocupem de fer malbé els recursos que es dona la natura. Jo també voldria que m'enterresin entre la platja i el firmament


Los humanos nos ocupamos de dañar los recursos que nos da la naturaleza. Yo también quisiera que me enterraran entre la playa y el firmamento.

2 comentaris:

Miquel ha dit...

Que curiosa entrada. Y eso del Triángulo me ha llamado la atención. Puede ser la explicación....y tanto.
Salut

Josep ha dit...

Miquel, ya verás como Japón termina haciendolo, a no ser que busque otro sistema que no sea estropear lo poco que nos queda de la naturaleza. Había vivido casi al lado de casa una señora argentina, cooperante de Greenpeace, que habia estado en el cono sur de Argentina, en los glaciales. De todo aquello casi no queda nada.

Salut