divendres, 19 d’octubre de 2012

arte y la belleza




Como si fuera un auténtico hombre del Renacimiento, Giambattista Piranesi (1720-1778) destacó como artista, arquitecto, diseñador, arqueólogo y anticuario. Su talento inspiró la poesía romántica y la novela gótica, y abrió camino a los paisajes metafísicos de De Chirico, Ernst o Dalí. Esta exposición se centra en sus grabados, y lo hace desde una perspectiva inédita. El espectador podrá contemplar más de 250 grabados y maravillarse con ocho prototipos de los objetos diseñados por Piranesi.
Lugar: Caixaforum | Av. Ferrer i Guàrdia, 6-8 08038 Barcelona


 Hace tiempo vi un largo documental dedicado a Piranesi. Verlo fue  transportarme a un mundo  enigmático,  misterioso, como si de una ciudad sometida al paso del tiempo se tratara, y sobretodo llena de paisajes tan extraños que jamás podía imaginar. Me quedé con las ganas de verlo de nuevo. Por supuesto que el turismo no había nacido y las postales no existían ni en sueños, los grabados eran el recuerdo que los contados viajeros de la época se llevaban de los lugares que visitaban.



 Piranesi no quiso contentarse con eso, sino que una y otra vez representó en sus grabados las ruinas de lo que fue, los vestigios de lo que pudo haber sido, o el simple sueño de lo que a él le hubiera gustado que hubiera sido. En sus vistas de Roma y de otros enclaves históricos, nos ofrece una visión grandiosa y magnífica del  esplendor de una cultura no igualada hasta la fecha.

Las ruinas de ese pasado siguen mostrando una belleza y una dignidad inigualables. La inclusión de figuras humanas en sus grabados nos da la inmensidad de proporciones de los edificios en los que se hallan. Piranesi, anticipando también el mundo que nos ha tocado vivir, no representa a artesanos o posibles miembros de una clase “media” en sus grabados, sino que en ellos solo aparecen nobles o mendigos, ricos o pobres, lujosas levitas o zarrapastrosos harapos…
Obsesionado por demostrar las raíces etruscas del arte romano y su importancia frente al tan valorado arte griego, todo en sus grabados gira en torno a este propósito. El arte egipcio y su simbolismo también están presentes en esas ruinas que nos hablan de un esplendoroso pasado donde el arte y la belleza ocupaban una parte esencial en la vida del hombre. Nadie como él ha sabido reflejar la impiedad del paso del tiempo que, día a día, segundo a segundo, lo va destruyendo todo. Los árboles asoman entre los muros de esos otrora esplendorosos edificios que ahora pugnan por no caer, asoman raíces entre los bloques caídos que ya no son más que enormes pedestales de estatuas que jamás existieron. La sombra, esa sombra que anuncia la inevitable llegada de la noche, lentamente va inundándolo todo…
Y si en las ruinas de los grabados de Piranesi vemos el esplendor de lo que fue, de lo que hemos perdido, en los que hizo de sus cárceles imaginarias asistimos, boquiabiertos, a la representación de esas prisiones del alma que atenazan al hombre de hoy, perdido en interminables caminos y enormes salas que le llevan a ninguna parte.
En estas cárceles Piranesi no ha representado ni un atisbo de vida que no sea la carcelaria: no hay árboles, ni hojas, ni siquiera pájaros. Tan solo algunas figuras humanas aisladas, oscuras, impasibles… son presos y guardianes: unos presos que saben que jamás saldrán de esa prisión y unos guardianes que, quizá sin saberlo, tampoco hallarán jamás la salida de ese laberinto infernal del que nadie puede escapar. Sus cárceles son el mundo en el que todos vivimos presos: unos sabiéndolo, otros creyendo que son libres simplemente porque tienen poder sobre los demás. ¿Qué pudo llevar a un hombre de veinticinco años a imaginar un mundo así?;  ¿Qué inmensa soledad y desasosiego debía sentir para crear un mundo tan macabro y siniestro, un mundo donde no entra la luz y donde interminables escaleras y pasadizos conducen a nuevas salas que dan paso a más y más escaleras y pasadizos que no llevan a ningún sitio, un mundo donde solo hay instrumentos de tortura, crueldad, silencio y soledad?


Si el diminuto tamaño de las figuras humanas que emplea en sus grabados sobre lo que en un día fue la esplendorosa Roma nos sirven para darnos cuenta de la grandeza de los edificios, el aislamiento aterrador y la extrema soledad de los pobres desgraciados que representa aquí  Piranesi nos muestran todo lo contrario: la vacuidad, el insondable vacío de las cárceles, de todas las cárceles. Para hacernos ver la inmensidad de esos laberintos carcelarios, Piranesi se vale aquí de romper la continuidad de nuestra visión anteponiendo elementos estructurales o decorativos que interrumpen nuestra percepción de la perspectiva de las salas para retomarlas, tras ellos, en una escala diferente que nos da la sensación de lejanía, de inmensidad…
Como bien señala Sergei Eisentstein al comparar las cárceles de Piranesi con los paisajes verticales de la pintura china y japonesa (los kakemonos): “Si en Piranesi todo es dinamismo, borrasca, ritmo frenético de penetración en profundidad hacia el interior, en loskakemonos todo es apaciguamiento, ascenso solemne hacia unas citas iluminadas. Piranesi parece reflejar la agresividad del éxtasis occidental (español, italiano) en oposición al quietismo extático, panteísta, de Oriente (India, China). Las aspiraciones del italiano lo impulsan a hacer, por todos los medios, de la superficie plana impresa un cuerpo tridimensional, realmente perceptible. Las aspiraciones del chino consisten en hacer de la realidad tridimensional una imagen bidimensional de la contemplación. De ahí los cánones figurativos: perspectiva exagerada en uno y… perspectiva inversa en el otro… Lo común a las dos es la ruptura de la continuidad de la representación. En Piranesi, la continuidad de la perspectiva es rota por los pilares, los arcos y los puentes. En los kakemonos la unidad de la imagen queda simplemente rota por capas de nubes…”

La exposición que sobre Piranesi es una invitación a quedarnos extasiados horas y horas frente a ese viaje al fondo de nosotros mismos al que nos invita a través de sus grabados, ese viaje hacia lo más hondo de nuestro imaginario en el que Piranesi nos lleva de la mano. Y si Piranesi fue un maestro en trascender barreras como espacio o tiempo, esta exposición recoge esa herencia a través del trabajo hecho por Factum Arte en el que, con los más avanzados medios técnicos actuales, se han construido por primera vez algunos de los objetos que diseñó Piranesi y que jamás pudo ver realizados. Una de las joyas de esa exposición es el video en 3D realizado por Grégoire Dupond a partir de los grabados de las cárceles imaginarias de Piranesi, un video que nos adentra en los misterios de esas construcciones imaginarias de las que nadie, ni el propio Piranesi, puede escapar.

Un video increible y la Suite nº 2 para Cello de Bach interpretada por Pau Casals es el mejor compañero de viaje que él habría podido escoger para acompañarnos en este viaje. ¡Que lo disfrutes!

fotos de internet. serán retiradas a petición.

11 comentaris:

Eastriver ha dit...

No coneixia Piranesi, o al menys no el recordo ara. Hi ha mons interns tan plens de nostàlgia i melanconia,,, I de vegades aquesta melanconia és en graus tan intensos, que no puc pas evitar pensar en ànimes malaltes de soledat i tristesa.

Mª Trinidad ha dit...

Me he quedado maravillada de lo que nos has explicado, los grabados son estremecedores, para dibujarlos un hombre con solo 25 años, sería un precursor de sueños atormentados y hubiese sodo un buen compañero de Freud, y así ambos hubiesen sido buenos compañeros en ese mundo de sueños y realidades en el que estamos sumidos casi todo el mundo.
En especial me ha gustado mucho este post, ahora voy a ver el vídeo, un petó querido Josep, a las cinco te llamo por TF.

Mª Trinidad ha dit...

El vídeo es tremendo y fantástico, esa persona estaba torturada, si no, no se explica como pudo dibujar esas tinieblas.
Un abrazo y mis felicitaciones, muchas gracias por enseñarnos, no sabía quién era Piranesi, ahora sí.

Josep ha dit...

Jo tampoc el coneixia, Ramon, va ser a través del Canal Història que vaig saber de la seva vida i la seva obra. La veritat és que em va agradar tant una cosa com l'altra. A mi també em semblava que era una persona que la seva ment era semblant a Kafka, però no pot ser per l'edat ni per la forma, a part d'això no he llegit res que no fos la seva obsessió per tot el que fos romà Penso que val la pena anar a Caixa Fòrum. Et deixo aquesta pàgina amb làmines d'ell. Val la pena. http://www.let.leidenuniv.nl/Dutch/Renaissance/Facsimiles/PiranesiCarceri1750/index.htm

La University of Tokyo Library's Kamei Collection. Son 29 Tomos con un total aproximado de 940 láminas. Però aquets enllaç La University no em duu a cap lloc.

Una abraçada.

Josep ha dit...

Mª Trini.Una de las primeras y más renombradas colecciones de grabados de Piranesi fueron sus Prisiones (Carceri d'Invenzione, 1745-1760), en donde transformó las ruinas romanas en fantásticos y desmesurados calabozos dominados por enormes y oscuros pasadizos, empinadas escaleras a increíbles alturas y extrañas galerías que no conducen a ninguna parte. Yo vi a través del canal Historia la vida y la obra de él. No es que hablaran de ellos pero venían a decir un poco lo que dices tu de Freud. Yo pensé en Franz Kafka, pero no puede ser por la diferencia de edad. Es increible esta capacidad.que tenia de hacer estas cosas Yo las fotos las he bajado de Internet, pero hay un sitio que hay la colección más completa sobre Piranesi “Opere di Giovanni Battista Piranesi, Francesco Piranesi e d'altri (Publicada por Firmin Didot Freres, Paris, 1835-1839)”, se encuentra en La University of Tokyo Library's Kamei Collection. Son 29 Tomos con un total aproximado de 940 láminas. Pero este enlace no me lleva a ninguna parte.
Este si, además puedes ampliar las imagenes. http://www.let.leidenuniv.nl/Dutch/Renaissance/Facsimiles/PiranesiCarceri1750/index.htm

Un petó.

Josep ha dit...

El video te gustará mucho.Y si tienes ganas puedes ir a Caixa Forum, creo que estos dias hacen la exposición.

un petó.

Mª Trinidad ha dit...

Ya lo he colgado en FB, por bueno y por interesante, muchas gracias Josep y bon día.

Miquel ha dit...

La exposición de la Caixa es imprescindible ¡¡¡¡ salut

Josep ha dit...

Muchas gracias MªTrini. Ya ves que te he puesto otro enlace de láminas en el comentario anterior. Como dice Miquel, es imprescindible.
Bon dia.

Josep ha dit...

Miquel, estoy seguro que lo es. Vi un reportaje en el Canal Historia y se me hizo corto.
Si vas a verlo publicalo, por favor.

Salut

Abuela Ciber ha dit...

Viaje fascinante a traves de 11 minutos que te dejan pensando en que profundidad de sentires tendria el artista.

Gracias por compartirlo

Cariños